Jet Lag, qué es y cómo evitarlo

El jet lag es una alteración de los ritmos biológicos de nuestro cuerpo, que aparece cuando viajamos largas distancias a través de distintos husos horarios. Este término también se conoce como “síndrome de cambio de horario” y es bastante común en las personas que viajan a un país donde los horarios son totalmente diferentes a los de su país de origen.

Por otra parte, este síndrome se produce porque nuestro cuerpo ya tiene establecida una rutina, y al alterarla se puede ver afectado nuestro ritmo cardiaco, provocando así una especie de “cortocircuito” o alteración en el momento que el cuerpo intenta adaptarse a un ambiente totalmente nuevo.

Síntomas del jet lag

En primer lugar, sentirás cansancio general, acompañado de fuertes dolores de cabeza. En segundo lugar,  es probable que padezcas de insomnio o tengas mucho sueño durante el día. Por último, es muy posible que presentes algunos problemas digestivos como vómito o diarrea.

¿Cómo evitar el jet lag?

Adáptate al nuevo horario

Para empezar, al menos una semana antes de realizar tu viaje, investiga por internet cuantas horas hay de diferencia entre tu lugar de origen y tu destino. Sabiendo esto, asegúrate de acostarte más tarde que de costumbre, en caso de que en tu destino sea mucho más tarde que en tu país de origen o si, por el contrario, en tu destino es más temprano, intenta despertarte un poco más temprano que lo habitual. De esta manera, al llegar tu destino, el cambio no será tan brusco para ti.

De igual manera, al llegar a este nuevo lugar, asegúrate de modificar la hora de tu reloj de acuerdo al horario del país donde te encuentres. Esto sin duda te servirá para irte preparando poco a poco a la nueva rutina.

Duerme bien antes de viajar

La noche antes del vuelo evita trasnocharte y duerme por lo menos 8 horas. Asimismo, si tienes la posibilidad, aprovecha para  dormir un poco en el avión. Por esto es muy importante que tengas siempre a la mano una buena almohada, tapones de oído o un antifaz para que puedas descansar mucho mejor.

Evita el alcohol y las bebidas con cafeína

Por un lado, el alcohol aumentará en gran medida la sensación de cansancio y producirá deshidratación. Por otra parte, las bebidas con cafeína afectarán tus patrones de sueño, y en caso de que llegues de noche a tu destino tendrás dificultad para quedarte dormido.

Elige un vuelo que te permita llegar al inicio de la noche

De este modo, te acostarás a la hora correcta y podrás acomodarte con mayor facilidad al nuevo horario. Por esta razón, es muy importante que reserves tu vuelo con anticipación y tengas en cuenta estos pequeños detalles que pueden hacer la diferencia al momento de viajar.

Para terminar, ten en cuenta que si sigues estos sencillos consejos no te será tan difícil adaptarte a este nuevo ambiente y te evitarás muchas dificultades o problemas al viajar. Podrás disfrutar mucho más de tu estadía y vivirás momentos inolvidables.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Comentarios

Su email no sera publicado.